Pensamientos OH4

No deseaba eso de ti, pues era algo que aquellos a quienes tanto detestaba glorificaban y hacían cada día. Yo solo quería amarte de un modo que trascendiera este mundo y que vivificara una nueva percepción en la unión de los espectros del amor.

.

Ya no podía desear nada, ningún irreal espejismo de placer carnal podía hacerme olvidar el sufrimiento que significaba ser un loco misántropo perdido en las grandes ciudades infestadas del rebaño infame, entre los abundantes y asquerosos monumentos humanos hacia la podredumbre y la degradación del espíritu.

.

Solo deseaba hallar un hogar entre tanta maquinación infame, un lugar donde poder descansar y morir sin necesidad de torturarme a mí mismo por odiar mi existencia, por ser tan distinto en un mundo tan asqueroso donde sus habitantes parecían ya haber olvidado el cuestionamiento más sublime.

.

Otra volición sin sentido en la mente de una criatura a la cual le fascina engañarse a sí misma sin un ápice de razón. Pobre mono parlante, tan afligido y consumido por dilemas morales que escapan a su insuficiente reflexión. Es incapaz de percatarse de la verdad que tan tenazmente se presenta ante su ciega caminata, ante el arroyo del cual requiere beber para revivir la auténtica forma de su naturaleza.

.

Es un espléndido engaño que el humano, en su tergiversada noción de la existencia, pretenda la fidelidad en todo sentido, cuando ni siquiera puede ser fiel a sí mismo y a su espíritu carcomido.

.

Libro: Obsesión Homicida


About Arik Eindrok

Deja un comentario

Previous

Ensoñación Baladí

Amor Delirante 05

Next